Conciencia

Sensación, sentimiento y conciencia

Anuncios

A repensar el manejo que le damos al agua

La escasez de agua es un futuro posible, nosotros la necesitamos, pero la desperdiciamos y Bogotá se encuentra expuesta a un racionamiento en aproximadamente 4 años.

c4918-dsc_4393

Se estima que para el 2016 Bogotá tendrá un racionamiento de agua. Aunque hoy en día hay suficiente agua como para abastecer a los habitantes de Bogotá y de los municipios cercanos, se ha detectado un deterioro en las fuentes hídricas de la capital, es decir, existe una considerable contaminación en los ríos de Bogotá y Teusacá. Además, el clima variado que posee el país afectaría la oferta hídrica, sobre todo por el fenómeno del Niño. 

Es pertinente estar informado sobre las actuales condiciones hídricas de la capital y su futuro, para que la población, la agricultura y la industria no se vean afectadas por falta de este líquido. Aspectos como la expansión urbana conllevan a la desaparición de agua en zonas de Cundinamarca y aumenta la demanda de los servicios debido al gran número de población.
 
a7b3a-imagen019Sistemas abastecedores como Chingaza y Tibitoc, realizan maniobras importantes para que el agua expulsaba por el grifo, sea limpia, potable y libre de contaminación mermando enfermedades. Igualmente, el Acueducto se está viendo forzado a desplazarse hacia municipios algo lejanos del territorio capitalino, en búsqueda de fuentes hídricas por la contaminación vista en Bogotá. En consecuencia, la tarifa del servicio será más cara y el ciudadano se verá tocado por la baja cantidad de producto recibido.
 
Entonces, agua hay, el líquido está, ¿pero la conciencia y concientización qué? Entre las autoridades competentes y los ciudadanos se tienen que crear campañas de concientización para tener un uso controlado del agua, acoger una noción proteccionista y, también, recuperar todo sobre las fuentes hídricas. Los principales afectados son, a la vez, los principales reparadores del daño hídrico que puede llegar a explotar en cerca de 4 años.

Fotografías: Diego Prieto.
Más información: El Tiempo

INPAHU se solidarizó con el INC

Con motivo de la Semana de la Indignación, llevada acabo del 8 al 12 de octubre, el Instituto Nacional de Cancerología (INC) puso en marcha una jornada de donación de sangre en la Fundación Universitaria INPAHU el día martes 9 de octubre de 7 a 12 de la mañana. 

Estudiante diligenciando la encuesta

Estudiante diligenciando la encuesta

La jornada fue realizada en la sede de Bienestar de la Fundación Universitaria INPAHU, con la autorización de la propia universidad y la atención impuesta por el Instituto Nacional de Cancerología (INC) en dicho procedimiento, que contaba con más de 8 médicos al servicio de cualquier persona (estudiante, docente, cuerpo de seguridad…) dispuesta a donar sangre para las personas que sufren de cáncer. Días antes se les había avisado a los estudiantes y maestros sobre la jornada y los requisitos para poder donar sangre correctamente.

Se mide la tensión del donante

Se mide la tensión del donante

Las personas que quisieran donar sangre tenían que ser mayores de edad, comprender un peso mayor a 50kg, no tener hambre en el momento de la donación, y no tener enfermedades del corazón y la sangre. Siendo aptos para la donación, los estudiantes se acercaron masivamente al punto donativo donde se les pedía llenar una encuesta de selección del donante para entregar datos generales y médicos. 

Luego de llenar la encuesta, los donantes eran llevados a una báscula para confirmar su peso y, consecutivamente, hablaban con una doctora encargada de tomar la tensión y de verificar antecedentes médicos. 
Es tomada la muestra de sangre

Es tomada la muestra de sangre

En seguida, al donante se le tomaba una muestra de sangre para ser analizada; allí se medía la hemoglobina y la cantidad de hierro en la sangre (con más de 14 se era apto para donar). Después de unos minutos era conocido el resultado sobre el estado de la sangre posteriormente donada.

Por último, la persona era llevada a una camilla algo inclinada. Allí el procedimiento era el siguiente: primero el donante tenía que mover la mano de cualquier brazo para encontrar la vena de la cual era extraída la sangre; segundo, la sangre era succionada (se donaron 450ml de sangre por persona) por medio de una inyección y finalmente enviada entre un tubo hacia una bolsa.

Extracción de sangre

Extracción de sangre

Fueron entregados jugos y galletas para reponer energías luego de la recolecta de algo menos del 10% de la cantidad total de sangre en cada persona. Todos los donantes terminaron con un algodón en el punto de inyección y con la satisfacción en sus caras al saber que su esfuerzo sería recompensado al posibilitar la recuperación de personas que ansiaban desde hace tiempo esa oportunidad de vida.

Fotografías: Diego Prieto.

Aves domésticas y/o enjauladas

Aunque existen varias teorías acerca del origen de los animales, es inevitable reconocer que ellos han acompañado al hombre desde su creación, ya sea para ser usado como alimento o para pertenecer al núcleo social como acompañantes fieles. Pero ¿les estamos dando el trato que se merecen?, cito el ejemplo claro de la noción de aves como animales domésticos, planteando dos puntos de vista: el ámbito doméstico (que trae con sigo beneficios), y el estado de opresión y encierro animal (en cierta medida relacionado con el maltrato animal).

9b3a5-fotos016

La domesticación es un proceso donde determinada especie animal adquiere ciertos caracteres de comportamiento con el ser humano. Los animales, a lo largo de la historia, han evolucionado desde su condición de comestible humano hasta ser fieles acompañantes del hombre. La domesticación de los animales supuso (hace unos 12.000 años) un gran avance para la evolución humana; desde entonces, el hombre ahorro gran parte de la energía que gastaba en la caza de animales y con esto hacerse valer de sus destrezas en la búsqueda de nuevos alimentos para la supervivencia diaria, como la alimentación vegetativa. 
Ave doméstica y/o enjaulada

Ave doméstica y/o enjaulada

Sin embargo, actualmente el mundo tiene un conflicto de explotación animal en detrimento de la preservación tanto del habitad natural y salvaje como de los animales con más indicios a la extinción. Porque si la explotación es excesiva, resulta en la extinción y en un nivel industrial de caza. La caza y explotación de aves por ejemplo, viene siendo un negocio que anda en su apogeo y cuyas causas principales son: por alimentos, por plumas o por comercio animal. Este último es el más conocido e inclusive más aceptado entre parte de la sociedad.

La comercialización de aves se da especialmente en la ciudad y en un entorno urbano. Mary Mendoza, ciudadana de Bogotá y dueña de estos pájaros, entrega un testimonio donde dice que “las aves son bastante comercializadas en plazas de la ciudad, la gente compra a menudo pájaros a su gusto”. Los canarios por ejemplo, son muy distribuidos por todo el territorio urbano. “A mí, un tipo me regaló los canarios el día que cumplía años. Yo trato de darles su comidita y su buen trato cada que puedo”. Este tipo de animales, que permanecen encerrados las 24 horas del día y cuyo propósito no va totalmente de la mano con el concepto de cautiverio; porque no tienen fines de preservar la especie de un animal, son vistos como animales domésticos.

Entonces, si se les considera animales domésticos, la obligación que se adquiere para con ellos es la misma que con un perro o gato (de los más peculiares). Ya que si la domesticación, como lo dije antes, es una situación de cautividad; la manera de cuidar estos animales llamaría a ser la mejor, sin convertirse en el llamado “maltrato animal” y en caso de no lograrla, sería mejor entregar los animales a entidades como la Asociación Defensora de Animales y del Ambiente (ADA) con mejor desempeño en dicho campo.
Finalmente, los animales domésticos, para cumplir a rajatabla con el concepto de “cautiverio”, tienen un toque de limitaciones con respecto a su libertad. Sin embargo, cuando es superado este concepto, se convierte en un maltrato animal donde las condiciones de vida son precarias y no garantizan la vida del animal en cuestión (como en la segunda imagen). Pero según la Declaración Universal de los Derechos el Animal, en su artículo 4: “Toda privación de libertad, incluso aquella con fines educativos, es contraria a este derecho” y en el artículo 5 promulga que “todo animal perteneciente a una especie que viva tradicionalmente en el entorno del hombre, tiene derecho a vivir y crecer al ritmo y en las condiciones de vida y libertad que sean propias de su especie”. Por esto, el fenómeno actual evoca un segmento de este título: aves enjauladas.